Skip to main content

Consejos para organizar y maximizar el espacio en tu trastero

El espacio en nuestros hogares es un recurso cada vez más valioso y escaso. Los trasteros, esos rincones destinados a albergar objetos diversos, a menudo se convierten en verdaderos laberintos donde encontrar algo puede ser una tarea difícil

Según estudios recientes, el 25% de los hogares enfrenta problemas de falta de espacio de almacenamiento, mientras que aproximadamente el 32% de las personas admiten sentirse abrumadas por la desorganización en sus trasteros. 

Estas estadísticas revelan la necesidad de aprender a encontrar soluciones efectivas para maximizar el orden de estos lugares.

En este sentido, si estás buscando una solución eficaz para guardar tus objetos, te invitamos a explorar las distintas opciones de nuestra empresa de trasteros BeBox. ¿El objetivo? Aprovechar al máximo cada rincón y facilitar el almacenaje de objetos esenciales. Una tarea en la que estamos más que dispuestos a echarte una mano

Estrategias para aprovechar al máximo el espacio de tu trastero

En la búsqueda constante por optimizar el espacio en nuestros hogares, el trastero se presenta como un desafío en sí mismo. 

Con su potencial para convertirse en un espacio funcional y organizado, es esencial emplear estrategias inteligentes que permitan su máximo aprovechamiento. 

Desde la clasificación meticulosa hasta el despeje efectivo, cada paso cuenta para transformar tu trastero en un área donde cada objeto tenga su lugar:

Clasificación y despeje del trastero

  1. Evalúa lo que tienes: el primer paso hacia un trastero organizado es realizar una evaluación exhaustiva de los objetos que almacena. Divide tus pertenencias en categorías como herramientas, artículos de temporada, objetos sentimentales, etc.
  2. Decide qué conservar: una vez que hayas clasificado tus pertenencias, llega el momento de tomar decisiones. ¿Realmente necesitas todos esos objetos?  Considera su utilidad y valor sentimental al decidir qué conservar y qué es mejor donar, vender, reciclar o desechar.
  3. Establece zonas de almacenamiento: asigna zonas específicas para cada categoría de objetos. Esto te permitirá mantener un orden claro y facilitará la búsqueda de determinados enseres cuando los necesites.
  4. Utiliza sistemas de almacenaje: aprovecha estantes ajustables, ganchos y contenedores apilables para maximizar el espacio vertical y mantener las cosas en orden. Los contenedores transparentes son ideales para identificar rápidamente su contenido.
  5. Etiqueta y documenta: etiqueta claramente cada contenedor o área para saber lo que hay en su interior. Haz un inventario de los elementos más importantes, lo que facilitará saber dónde se encuentra cada cosa.
  6. Revisa y rota: el trastero no es un espacio estático. Revisa periódicamente tus pertenencias y cambia los artículos según las estaciones del año. Esto asegurará que lo que necesitas esté siempre a tu alcance. La ropa de cama o prendas de vestir en general son buen ejemplo de ello.
  7. Mantén el acceso libre: organiza tus pertenencias de manera que puedas acceder a lo que necesitas sin tener que mover varias cosas. Coloca los objetos de uso frecuente en lugares que tengas a mano. 
  8. Haz del despeje un hábito: finalmente, mantén la organización regularmente. Desecha o dona objetos que ya no necesitas y evita acumular cosas innecesarias.

La clasificación y el despeje del trastero son pasos fundamentales para liberar espacio y crear un ambiente funcional. Al aplicar estas estrategias, estarás más cerca de conseguir un trastero bien organizado y un hogar más ordenado en general.

Soluciones prácticas para una organización eficiente

Lograr una organización efectiva en tu trastero no tiene por qué ser una tarea abrumadora. Con las estrategias adecuadas, puedes transformar ese espacio desordenado en un área funcional y accesible. 

Una de las soluciones más versátiles es la utilización de cajas apilables, una herramienta de lo más práctica que te permitirá aprovechar al máximo cada centímetro de tu trastero. No solo en un sentido estrictamente horizontal, sino también vertical: 

Utilización de cajas apilables para trasteros

La capacidad de las cajas apilables para transformar un trastero caótico en un espacio ordenado y eficiente es realmente impresionante. Aquí tienes algunas formas en las que puedes aprovechar al máximo estas cajas para lograr una organización excepcional:

  1. Opta por cajas transparentes: elige cajas transparentes para poder identificar el contenido de un vistazo. Esta característica es especialmente útil cuando estás buscando algo específico y no quieres abrir varias cajas antes de encontrarlo.
  2. Clasifica y etiqueta: divide tus pertenencias en categorías y coloca objetos similares en cajas individuales. Etiqueta cada caja claramente para saber qué contiene, lo que facilitará la búsqueda posterior.
  3. Tamaño y peso adecuados: utiliza cajas de diferentes tamaños según el tipo de objetos que vaya a almacenar. Coloca aquellos artículos más pesados en cajas más pequeñas para facilitar la manipulación y evitar sobrecargar una sola caja.
  4. Apila de manera segura: las cajas apilables están diseñadas para encajar perfectamente unas sobre otras. Asegúrate de apilarlas de manera estable y segura para evitar caídas y accidentes.
  5. Aprovecha la verticalidad: las cajas apilables te permiten aprovechar el espacio vertical de tu trastero. Organiza las cajas de manera que, las que contengan objetos de uso menos frecuentes, estén en la parte superior; mientras que las de uso más asiduo estén al alcance de tu mano. 
  6. Flexibilidad y reorganización: otro de los grandes beneficios de las cajas apilables es que puedes reorganizar fácilmente el espacio según cambien tus necesidades. Siempre que sea necesario, puedes mover y reconfigurar el orden de las cajas para adaptarte a nuevas pertenencias.
  7. Protección contra la humedad y el polvo: las cajas apilables, especialmente las resistentes al agua y al polvo, protegen tus objetos de las condiciones adversas del trastero, manteniéndolos en buen estado a lo largo del tiempo.

Soluciones de almacenamiento a medida para trasteros

Cuando se trata de aprovechar al máximo el espacio en tu trastero, las soluciones de almacenamiento a medida se presentan como la clave para la organización eficiente. 

Personalizar el diseño de tu trastero con sistemas versátiles y estrategias de clasificación inteligentes puede transformar un espacio desordenado en un refugio del orden y la funcionalidad.

Sistemas de almacenamiento flexibles para trasteros

Los sistemas de almacenamiento flexibles son la respuesta definitiva a la diversidad de objetos y necesidades en tu trastero. Aquí te presentamos cómo estos sistemas pueden redefinir la forma en que utiliza el espacio disponible:

  1. Estanterías modulares: las estanterías ajustables te permiten adaptar la altura de los estantes según el tamaño y la forma de los objetos que almacenas. Una ventaja que te ayudará a optimizar también el espacio vertical, evitando el desperdicio y garantizando una organización fluida.
  2. Ganchos y soportes: incorporar ganchos, rieles y soportes en las paredes es esencial para colgar objetos voluminosos o de uso frecuente, como bicicletas, herramientas o artículos deportivos. 
  3. Contenedores apilables: los contenedores apilables son ideales para objetos de diferentes tamaños. Al apilarlos de manera ordenada, optimiza el espacio en altura, creando un sistema organizado y de fácil acceso.
  4. Cajones y compartimentos deslizables: integra cajones y compartimentos deslizables en tus estantes para aprovechar al máximo cada rincón. Estos espacios ocultos son perfectos para objetos pequeños, por ejemplo.

La optimización de tu trastero no solo impacta en cómo guardas tus pertenencias, sino también en cómo experimentas el orden en general. Con cada objeto en su lugar y cada zona cuidadosamente diseñada, el estrés de buscar en un caos donde el desorden es el protagonista quedará atrás.

¿Estás listo para transformar tu trastero en un oasis de organización? No esperes más. Comienza a aplicar estas soluciones a medida y observa cómo tu trastero se convierte en un espacio donde todo encaja perfectamente. En BeBox, estamos para ayudarte a solucionar tus problemas de almacenamiento. Nuestros trasteros espaciosos y seguros están diseñados para satisfacer tus necesidades. Contacta con nosotros.

Las 9 mejores prácticas para el embalaje y almacenamiento en un trastero

Ya sea que estés buscando almacenar excedentes de inventario de tu empresa, o desees despejar algo de espacio en tu hogar, un trastero puede ser la solución perfecta. 

Sin embargo, para maximizar el uso de tu espacio de almacenamiento y garantizar la seguridad de tus pertenencias, es fundamental seguir algunas prácticas para el embalaje y almacenamiento seguro. Y podemos asegurarte que, en este sentido, en BeBox contamos con años de experiencia.

Una guía para embalar tus pertenencias dentro de tu trastero BeBox

Por eso mismo en el artículo de hoy hemos querido recopilar una serie de consejos de embalaje para tu trastero. Una guía que te ayudará a mantener tus objetos seguros y optimizar el espacio en un trastero.

9 consejos y técnicas de almacenamiento en trastero

Un embalaje de trastero eficiente pasa por elegir el embalaje adecuado

Invertir en materiales para proteger tus objetos dentro del trastero implica invertir en materiales de embalaje de calidad. Utiliza cajas fuertes y robustas para embalar los artículos y bolsas de plástico para los objetos más pequeños. 

También es conveniente disponer de papel de burbujas y material de relleno para proteger los objetos frágiles. De hecho, en el artículo ‘Cómo hacer una mudanza de forma sencilla y eficaz’ ya vimos cómo proteger objetos frágiles en un trastero mediante un pequeño truco. 

De cara al embalaje de ropa y textiles para trasteros, considera utilizar bolsas de vacío para ahorrar espacio y protegerlas de los elementos. De esta forma, la preservarás a salvo de suciedad, humedad y del paso de los meses, al mismo tiempo que consigues una organización óptima en tu trastero.

Categoriza y etiqueta

Mantén un registro detallado de lo que hay en cada caja. Categoriza tus pertenencias y etiqueta las cajas con una descripción en profundidad de su contenido. De nada sirve un embalaje eficaz si después no se evita el desorden en un trastero.

Esto te facilitará encontrar lo que buscas sin tener que abrir todas las cajas. Sobre todo si, en dicha descripción detallada, enumeras las distintas pertenencias según la fuiste colocando dentro de cada caja. 

Haz un inventario

Tal y como vimos en el artículo anterior, junto con las etiquetas, es útil crear un inventario de todos los artículos que tienes almacenados. 

Este inventario te ayudará a rastrear tus pertenencias y será especialmente útil si almacenas una gran cantidad de artículos en tu trastero. Así como mantener un registro histórico de qué objetos sacas y metes en el mismo. ¿Una tarea tediosa? Quizás; pero te ayudará a saber en todo momento y lugar, dónde y qué tienes almacenado. 

Embalaje de artículos frágiles

Si bien antes lo hemos mencionado de pasada, es importante que ahondemos en profundidad en este punto.

Para artículos frágiles o valiosos, te recomendamos tomar medidas adicionales. Envuélvelos en papel de burbujas y colócalos en una caja robusta con suficiente relleno. Un relleno que, por ejemplo, puede estar conformado por objetos mullidos como toallas, almohadas o cojines.

También puedes considerar la opción de almacenar estos artículos en cajas de plástico para una protección adicional.

Sin embargo, si se trata de objetos pequeños, lo ideal es que antes de meterlos en su caja correspondiente los guardes en una bolsa de tela con su propio relleno. Una doble protección con la que optimizar la seguridad en el almacenamiento de objetos frágiles en tu trastero

Uso eficiente del espacio

Para maximizar el espacio de tu trastero, piensa en él en términos de volumen y no solo de superficie

Dentro de las estrategias de apilamiento en un trastero, la mejor, de forma genérica, es aplicar las cajas comenzando con las más pesadas en la base y las más ligeras en la parte superior. Asegúrate de dejar un pasillo para poder acceder a tus pertenencias cuando lo necesites; colocando aquellas cajas cuyo contenido vas a usar de forma más asidua al frente. 

No almacenes artículos prohibidos

Hay ciertos artículos que nunca debes guardar en un trastero, como alimentos perecederos, plantas, materiales peligrosos o inflamables, entre otros tantos.

Antes de embalar y almacenar, te recomendamos ponerte en contacto con nosotros. Sin ningún tipo de compromiso, te ayudaremos a saber qué artículos están permitidos y la mejor forma de almacenar aquellos en los que sigas teniendo dudas.

Almacenamiento de muebles

El almacenamiento de muebles requiere sin duda de su propio punto aparte.

Si planeas almacenar mobiliario, considera desmontarlo para ahorrar espacio. Protege las piezas desmontadas con mantas de mudanza o fundas de plástico para evitar daños. 

Si guardas colchones, asegúrate de que estén protegidos con fundas especiales que los preserven a salvo del polvo y la humedad, y almacénalos de forma vertical para ahorrar espacio.

Embalaje y almacenamiento de electrodomésticos

Si vas a guardar electrodomésticos, asegúrate de que estén limpios y secos para evitar la aparición de moho y malos olores. 

Las puertas de frigoríficos y lavadoras deben dejarse ligeramente abiertas para permitir la circulación de aire.

Por lo tanto, y como habrás podido suponer, es mejor que este tipo de dispositivos no los embales y dejes al aire libre. Es posible que cojan polvo, pero no humedad ni malos olores que puedes ser devastadores para ellos. 

Organización de documentos en un trastero

Si eres una empresa que guarda archivos y documentos, es posible que quieras invertir en contenedores de almacenamiento de plástico resistentes que ofrezcan protección contra el polvo y la humedad. 

También es aconsejable que estos artículos los almacenes en estanterías, en lugar de en el suelo, para protegerlos de cualquier posible daño por agua.

Esperamos que estos trucos e ideas para embalar pertenencias en un trastero te sean de ayuda para asegurarte de que tus objetos permanezcan seguros y en buen estado.

Con un poco de organización y preparación, puedes hacer que tu experiencia de almacenamiento sea fácil, ordenada, metódica y, sobre todo, nada estresante.

Cómo crear un inventario eficiente de tus pertenencias en un trastero

La organización es clave cuando se trata de almacenar pertenencias en un trastero. Conseguir un almacenamiento eficiente de tu trastero pasa por crear también un inventario eficiente de tus cosas puede ahorrarte tiempo y estrés, así como facilitar la localización de tus pertenencias cuando las necesites. 

A lo largo de estos últimos meses hemos visto bastantes consejos de organización según el método Konmari. Hoy queremos amoldar estos a la realización de inventario detallado para tu trastero.

¿El objetivo? Sacar provecho a cada metro cuadrado de forma organizada y, sobre todo, práctica

A continuación, queremos enseñarte algunas pautas que, a título personal y profesional, nos han sido de gran ayuda para administrar el inventario de los trasteros BeBox. Consejos que hemos transmitido en perdona a nuestros clientes y que queremos también te sirvan a ti para ayudarte a crear un eficiente inventario de pertenencias para tu trastero

Gestión de inventario de tu trastero: 10 pasos que debes llevar a cabo

Haz una detallada lista/checklist de pertenencias para tu trastero 

Antes de empezar a mover tus cosas al trastero, haz una lista detallada de cada elemento que planeas almacenar. 

Anota todos los detalles importantes, como el nombre del artículo, la descripción, la cantidad, el valor aproximado y la fecha de almacenamiento. Incluso puedes asignar a cada artículo un número de identificación único para hacer un seguimiento más fácil; así como crear distintos subgrupos en base a su funcionalidad (ejemplo: ropa de cama) o lugar de pertenencia (ejemplo: cocina). 

Esta lista de objetos para tu trastero será sin dudas tu principal aliado para tener un control sobre el inventario del mismo.

Realiza un registro de fotografías de tu trastero y los objetos que almacenes

Una imagen vale más que mil palabras, y eso es especialmente cierto cuando se trata de inventarios. 

Toma fotografías claras de cada artículo que vas a almacenar. Esto no solo te ayudará a recordar exactamente lo que tienes guardado, sino que también puede ser útil para propósitos de seguro.

A este respecto, lo ideal es combinar el primer y segundo paso en un inventario digital de tu trastero. Es decir, una carpeta dentro de tu ordenador donde se encuentre tanto un Word con la checklist de pertenencias para tu trastero, como las fotografías de cada uno de los elementos. 

Utiliza una aplicación de inventario para tu trastero

Sin embargo, también existen multitud de aplicaciones de inventario que pueden facilitar enormemente el proceso de seguimiento de tus pertenencias. 

Notion, Sortly o Moving Organizer son solo algunas de las aplicaciones móviles que te permitirán prescindir de un inventario físico de tu trastero (que lo de tener una lista en un bloc de notas es muy de la antigua usanza).

Estas aplicaciones permiten ingresar información detallada sobre cada artículo, cargar fotos, y otras muchas funcionalidades mediante las cuales optimizar tu inventario y mantener el orden en tu trastero.

Categoriza los objetos de tu trastero

Agrupa tus pertenencias en categorías para facilitar su localización. En este sentido, te recomendamos las siguientes 2 clasificaciones para catalogar los objetos de tu trastero:

  • Por tipo: es decir; muebles, ropa, electrónica, libros, etc., 
  • Por localización: ¿Dónde se encontraban antes todos esos objetos? ¿En la cocina? ¿En el salón? ¿En el dormitorio? 

Asegúrate de anotar estas categorías tanto en tu inventario como en las cajas de almacenamiento (así como detallar qué objetos en concreto son frágiles), y diferenciar también las mismas mediante colores, tal y como comentamos en ‘Cómo hacer una mudanza de forma sencilla y eficaz’. 

Etiquetado de los objetos de tu trastero 

Cada caja que almacenes en tu trastero debe estar claramente etiquetada con su contenido. Puedes escribir directamente en la caja, o usar etiquetas adhesivas

Si has asignado números de identificación a tus artículos, asegúrate de incluir estos números en las etiquetas.

Lo ideal es que en dichas etiquetas de identificación para los objetos de tu trastero enumeres también los enseres según los has ido guardando. De tal forma que, en los primeros puestos de dicha lista, aparezcan las pertenencias que están abajo del todo; y viceversa. 

Si estás a la busca y caza de trasteros, recuerda que con BeBox disfrutarás de un 50% de descuento durante los 3 primeros meses de alquiler de tu trastero

Mantén actualizado tu inventario para controlar las pertenencias de tu trastero

Cada vez que agregues o retires algo de tu trastero, asegúrate de actualizar tu inventario. Un registro histórico de pertenencias de tu trastero que te permitirá saber en todo momento y lugar qué tienes guardado y dónde lo tienes guardado.

Para evitar continuos tachones y rectificaciones, te recomendamos hacer caso del tercer apartado: implementa tu inventario en una aplicación móvil. 

Gracias a este paso podrás mantener un seguimiento del inventario de tu trastero preciso y al día.

Almacena estratégicamente

Piensa en la forma en que guardas tus pertenencias en el trastero. Los artículos que es probable que necesites acceder con más frecuencia deben estar más accesibles, mientras que los artículos que raramente utilices pueden almacenarse más al fondo. 

Asegúrate de anotar estas ubicaciones en tu inventario mediante un mapa de tu trastero donde aparezcan de forma precisa cada una de sus localizaciones.

Haz copias de seguridad del inventario de tu trastero

Ya sea que estés utilizando una aplicación de inventario digital o un simple documento de Word, asegúrate de hacer una copia de seguridad de tu inventario. 

Esto podría ser tan simple como enviar una copia a tu correo electrónico o guardarla en una unidad externa de disco duro.

Tener esta información por duplicado o triplicado siempre te vendrá bien. 

Protege los artículos más valiosos

Si tienes artículos de gran valor en tu trastero, considera adquirir un seguro adicional para estos. 

Asegúrate de tener una buena descripción y fotos de estos artículos en tu inventario de forma actualizada para que siempre quede constancia de estos.

Crear un inventario eficiente para tu trastero puede parecer una tarea tediosa, pero el tiempo y esfuerzo invertidos valen la pena. 

Un buen inventario no solo te ayuda a mantener organizado tu trastero, sino que también facilita la recuperación de tus pertenencias y proporciona una documentación de lo más útil en caso de daño o pérdida. 

Así que, antes de empezar a llenar tu trastero, tómate el tiempo para crear un sistema de inventario que funcione para ti.

Cómo calcular el espacio necesario para un trastero

¿Qué tamaño de trastero necesito para guardar muebles grandes? ¿Cuántas cajas me caben en 6 metros cuadrados?

En definitiva: ¿cuál es el tamaño idóneo para guardar todo lo que quiero en un trastero?

Se trata de preguntas más que lógicas y necesarias a la hora de decidir qué trastero alquilar. Y precisamente el objetivo del artículo de hoy es ayudarte con todas esas preguntas habituales que nos hacéis llegar.

Sin embargo, es más que probable que alguna consulta frecuente se nos quede en el tintero (o alguna pregunta que tenga que ver con tu caso particular). En ese caso, no lo dudes, contacta con nosotros y nuestros expertos resolverán cada una de tus dudas.

 

Lo primero de todo: ¿qué es lo que quieres almacenar?

Antes de nada, te recomendamos elaborar un inventario con todos los objetos que quieres guardar en tu trastero (o, al menos, una aproximación de los mismos).

Esta lista es la que determinará el tamaño de tu trastero, y no al revés. Por ejemplo, a veces nos han preguntado cuántas cajas medianas caben en un trastero de 4 a 6 metros cuadrados. Pero a la hora de la verdad, cuando hemos visto exactamente qué enseres querían guardar, un trastero de 3 metros cuadrados era más que suficiente.

La idea de este inventario es ayudarte a contratar tan solo el espacio que necesitas. 

 

¿Puedo visitar los trasteros antes de alquilarlos?

Por supuesto, sin ningún problema. Al menos, con BeBox. Siempre que lo desees, contacta con nosotros sin ningún tipo de compromiso y encantados concertaremos una cita para que puedas ver los trasteros que tenemos disponibles.

 

¿Cuánto espacio necesito para almacenar el contenido de un piso entero?

Quizás esta sea una de las dudas más frecuentes que nos llegan cada semana. Con todo, no existe una respuesta categórica al respecto. El espacio que necesites para almacenar todo el contenido de un piso dependerá, precisamente, de ese contenido

Sin embargo, para que puedas hacerte una idea, el contenido de un piso de entre 80 y 150 metros cuadrados suele caber en trasteros de entre 10 y 20 metros cuadrados

10 metros cuadrados tiende a ser el tamaño mínimo recomendado para viviendas de estas dimensiones, ya que si hablamos del contenido de un piso, quiere decir que también estamos hablando de sofás, mesas, sillas, librerías, estanterías, etc. Esto es, mobiliario de gran volumen.

Por el contrario, 20 metros cuadrados sería un tamaño equivalente a un salón o garaje. Es decir, espacios tan solo destinados a un gran volumen de objetos (tanto en número como en tamaño) o a negocios.

Un último punto que nos lleva a: 

¿Qué tipo de negocios pueden beneficiarse de un trastero de más de 6 metros cuadrados?

O dicho de otro modo: qué espacio de almacenamiento se necesita según la empresa

Con respecto a este tema, no existe una respuesta clara. No solo porque cada tipología de negocio tiene objetos a almacenar muy distintos, sino que también las necesidades y objetivos pueden ser muy variados (por ejemplo, hay empresas que buscan almacenar su stock sobrante, mientras que otros buscar guardar el mobiliario al completo de una oficina, así como sus equipos informáticos; y otros, un lugar donde archivar todos los documentos).

Eso sí, en este sentido, te recomendamos optar siempre por trasteros adaptados a empresas. Es decir, espacios diseñados tanto para la acumulación de documentos, como para el almacenaje de stock de mercancía. 

 

¿Puedo acceder a mi trastero en cualquier momento?

Sin ningún problema. Si alquilas tu trastero con BeBox podrás visitar este las 24 horas durante los 7 días de la semana. Es tu trastero y, por lo tanto, tú gestionas su espacio y cuándo acceder al mismo. Y sin costes adicionales de ningún tipo: el seguro, el IVA y los gastos administrativos ya están incluidos en nuestras tarifas de trasteros.

 

¿Qué objetos puedo guardar en un trastero de X metros cuadrados?

A continuación, para que puedas hacerte una idea aproximada del almacenaje disponible, vamos a enunciar el tamaño de algunos de nuestros trasteros más demandados y qué puede caber en cada uno de ellos:

  • ¿Qué tipo de objetos puedo guardar en un trastero de 1 metro cuadrado? Esta tipología de trasteros es recomendada si lo que quieres guardar son cajas, maletas, juguetes… Es decir, pequeños elementos como pudiera ser también, por ejemplo, la ropa de temporada. 
  • ¿Qué objetos puedo guardar en un trastero de 3 metros cuadrados? Se trata de un espacio equivalente a un armario grande y, por ende, ideal para guardar mobiliario y electrodomésticos pequeños, equipamiento deportivo, instrumentos musicales y elementos tales como calefactores o ventiladores, que son más estacionales.
  • ¿Cuántas cajas medianas caben en un trastero de 4 a 6 metros cuadrados? Este tipo de estancias son equivalentes a una habitación de 25-30 metros cuadrados. Como puedes ver, no son pocas las cajas que puedes almacenar en estos espacios, así como elementos de mayor volumen como pueden ser armarios, estanterías, neveras, bicicletas… 
  • ¿Qué objetos puedo guardar en un trastero de más de 6 metros cuadrados? En este caso, hablamos de estancias similares a 3 habitaciones medianas. Espacios ideales para poder usar estanterías donde apilar cajar y guardar desde mesas a sillones, desde escritorios a librerías. Además de todos los objetos mencionados en las otras tipologías de trasteros. De hecho, en estos trasteros se puede guardar el contenido equivalente a un piso de entre 80 y 90 metros.

 

Con todo, que ninguna de estas cuestiones te preocupe en exceso: con BeBox podrás cambiar el tamaño de tu trastero siempre que lo necesites y para el plazo de tiempo que lo requieras (sea este plazo para toda la vida o solo para un mes). Con nosotros no tendrás permanencias de ningún tipo, precisamente para que no tengas que preocuparte de nada.

En BeBox nos gusta ponerte las cosas fáciles.

Cómo hacer una mudanza de forma sencilla y eficaz

Lidiar con una mudanza de forma sencilla y eficaz no siempre es tarea fácil. De hecho, siendo sinceros, casi nunca lo es. Peguntas como “¿Qué tamaño de camión de mudanzas necesito?” o “¿Cómo planificar la mudanza con niños pequeños” son tan solo algunas de las preguntas que se suceden a cómo empacar, cómo etiquetar, cómo llevar, etc.

Pero desde BeBox podemos ayudarte ya que, como empresa de trasteros, algo de experiencia tenemos en el traslado de objetos, mobiliario, electrodomésticos y demás enseres. 

Argumento más que de peso para hoy darte una serie de consejos para organizar una mudanza eficiente y trucos para organizar la mudanza de una casa.

Y que te faciliten cómo lidiar con el estrés de una mudanza:

 

Lista de cosas que hacer antes de una mudanza

Lo primero de todo: la planificación.

Antes de ponerte a empacar cosas como un loco, conviene tener claras las siguientes prioridades:

  • Qué empacas y con qué lo empacas: en este sentido, al más puro estilo Konmari, te recomendamos que agrupes las cosas en base a su tipología (ej: ropa), fragilidad (ej: vajilla) y ubicación (ej: salón). 
  • Qué priorizar: ¿qué es lo que sí o sí necesitarás nada más mudarte a tu nuevo hogar? Asegúrate que las primeras cajas en trasladarse sean aquellas que más necesites.
  • Inventario: realiza un listado completo con qué lleva cada caja. Un inventario que habrás de revisar también al ir desembalando cada una de las cajas. Sobre todo, si has contratado una empresa de mudanzas: si encuentras algún objeto estropeado, es necesario que lo comuniques cuanto antes para que el seguro pueda reembolsarte los daños causados.

 

De cara a realizar un inventario, te recomendamos que has uso de alguna App como Google Keep o ToDoist.

 

Cómo empacar adecuadamente para una mudanza

Sin duda el momento crítico de toda mudanza junto con el traslado en sí. Empacar cada una de las cajas de la forma adecuada es lo que realmente determinará que su contenido llegue sano y salvo a tu nueva casa. Y para lograr ese objetivo, queremos darte los siguientes consejos: 

  • Despréndete de aquello que no sea necesario: todo lo que lleves contigo supondrá un extra de espacio, tiempo, esfuerzo y dinero (si contratas una empresa de mudanzas). Conviene que antes de empezar a guardar cosas, determines qué es necesario llevar contigo a tu nuevo hogar, y qué no. Y si no quieres desprenderte totalmente de ello, opta por un trastero de alquiler
  • Cómo proteger los muebles durante la mudanza. Si de verdad quieres proteger tu mobiliario durante el traslado, lo ideal es que envuelvas este en plástico para embalar. Si el mueble es desmontable, lo ideal es que separes este por piezas para que sufra el menor daño posible. Aquellos elementos que puedan deslizarse (cajones) conviene que los dejes debidamente cerrados con cinta adhesiva. Para sofás y colchones, utiliza fundas. 
  • Cómo proteger los objetos de valor durante la mudanza. Aunque poco glamuroso, lo mejor para guardar objetos frágiles son las bolsas de basura. La idea es rellenar estas bolsas con artículos blancos como edredones, cojines, sábanas, toallas, etc. y emplear estas bolsas para rellenar los huecos de las cajas donde hemos guardado nuestros objetos frágiles. De esta forma, irán “acolchadas”. 
  • Cómo empacar libros para la mudanza. En este caso, lo ideal es guardar los libros en pequeñas cajas que se ajusten a su tamaño y estas, a su vez, en una caja más grande. Si no dispones de cajas con dichas dimensiones, entonces te recomendamos replicar el consejo anterior.
  • Cómo manejar las plantas durante la mudanza. Un aspecto crucial, pues si no están bien guardadas, las plantas podrían incluso morir. En este caso, te recomendamos utilizar cajas especiales para plantas (la opción ideal) o envolver estas en papel de periódico para luego colocarlas en una caja con agujeros para la ventilación. Con todo, deberás tener igualmente mucho cuidado durante su traslado y asegurarte de que están bien sujetas. 

 

Cómo etiquetar correctamente las cajas para la mudanza

Nada más empacar cada una de las cajas, es conveniente que las etiquetes de forma pormenorizada y lo inventaríes tal y como hemos comentado en el primero de los puntos. 

Precisamente, si has seguido nuestros consejos, te aconsejamos que sobre un papel formato A4 (sujeto mediante celo, cinta americana o cinta de carrocero) especifiques qué objetos contine cada caja. Y, además, marques con un color cada una de ellas:

  • Azul. Para el baño
  • Verde. Para las plantas
  • Rojo. Para el salón
  • Amarillo. Para la cocina.
  • Naranja. Para elementos frágiles.
  • Y diversos colores para cada una de las habitaciones y dormitorios. 

 

Cómo elegir una buena empresa de mudanzas

Sin embargo, no siempre podemos encargarnos por nosotros mismos de todos los tejemanejes que requiere un traslado de estas características. Es entonces cuando el cómo contratar a un equipo de mudanza confiable cobra importancia.

Para cerciorarte de que das con la empresa adecuada te recomendamos siempre pedir varios presupuestos (nunca te quedes con la primera de las opciones); verifiques sus valoraciones en Google My Business (sobre todo de aquellas compañías que tengan más de 100 reseñas); lee bien la letra pequeña; y asegúrate de que la empresa en cuestión tiene un seguro de responsabilidad civil y de mercancías.

 

¿Cuánto tiempo se tarda en hacer la mudanza de un piso de 80m2?

Como todo en la vida, esta pregunta depende de muchos factores. Para empezar: ¿te vas a encargar tú solo de ella? ¿Te ayudan? ¿Vas a contratar a una empresa de mudanzas?

Con todo, de forma genérica, podríamos decir que la planificación de una mudanza de un piso de 80m2 debería llevarte alrededor de una semana (conviene tenerlo todo atado y bien atado), mientras que el traslado de 50 a 75 cajas (lo normal para una vivienda de este tamaño) podría llevarte entre 25 y 37 horas.

 

Qué hacer con las cosas que no necesito en mi nueva casa

En la gran mayoría de las ocasiones, cuando nos mudamos a otra vivienda, observamos cómo no nos caben en ella todas las cosas que hemos traído con nosotros en la mudanza.

Incluso siendo esta nueva casa mayor que la anterior.

El motivo de ello es que, recién llegados a un nuevo piso, este tiene menos sitio donde poder almacenar nuestras cosas. Nos referimos a falta de estanterías, librerías, muebles, canapés, etc. 

Hasta que consigas todo este mobiliario que te permitirá guardar todo el contenido de tu mudanza, te recomendamos almacenar todos los objetos restantes, a salvo del tiempo y la suciedad, en un trastero alquilado.

En BeBox somos conscientes de este tipo de situaciones eventuales que no tienen por qué alargarse mucho en el tiempo. Por eso mismo, puedes alquilar nuestros trasteros desde 1 mes y sin ningún tipo de permanencia

Nos adaptamos a tus necesidades para que tú solo tengas que preocuparte de disfrutar de tu nueva casa. 

 

Cómo ordenar la maleta: qué llevar y cómo organizarla

¿Qué es imprescindible meter en la maleta en un viaje? ¿Cómo evitar perder espacio en la maleta? Preguntas y más preguntas son las que vienen a nuestra cabeza cuando llega la hora de organizar y ordenar la maleta.

Tantas que al final nuestro equipaje acaba siempre de la misma forma: lleno de “Y sis”.

Pues bien, cierto es que en BeBox somos expertos en trasteros, pero también en orden y organización. Saber optimizar el espacio es clave para que todo aquello que guardamos se preserve a salvo de la suciedad y el paso del tiempo. Y la maleta no es ninguna excepción.

Más aún cuando estás a cientos de Kilómetros de casa y no puedes recurrir a tu armario para coger ese “Y si” que se te ha olvidado. 

Cómo hacer una lista de cosas que necesito llevar en mi maleta

Lo primero de todo es aplicar un método muy Marie Kondo: redacta una lista con los imprescindibles que sí o sí necesitarás en tu viaje.

Mucho cuidado: solo los imprescindibles. “La organización comienza con la eliminación”

Para ello lo recomendable es que pienses en las distintas categorías que van a integrar tu maleta. Las más habituales son:

  • Prendas superiores
  • Prendas inferiores
  • Ropa interior
  • Higiene
  • Electrónica
  • Documentos 

Piensa en cuántas mudas necesitarás en el caso de prendas/ropa, teniendo en cuenta de si tendrás la opción de lavarlas a lo largo del viaje (no es lo mismo alojarse en un hotel que en una casa rural; no es lo mismo una escapada de 5 días que un señor viaje de 2 semanas); ten muy en cuenta cuál es la documentación necesaria; etc.

¿Ya tienes pensado y ordenado dentro de la maleta lo imprescindible? ¿Te sobra espacio? Bien, pasemos a lo opcional. De nuevo, por categorías: 

  • Ocio
  • Prendas de vestir
  • Prendas de abrigo/baño (en función del destino)

La maleta adecuada: ¿Cuál es el tamaño de maleta adecuado para un viaje de 5 días? ¿Cómo organizar la maleta para un viaje largo?

Como todo en la vida: depende.

  • Si el viaje es corto y vas a permanecer en un solo sitio, el equipaje de mano tendría que ser tu opción prioritaria. Con los consejos que acabamos de darte en el punto anterior no deberías tener problema en incluir todo lo necesario (y opcional) para un desplazamiento de tan solo 5 días.
  • Si el viaje es corto, pero vas a tener que estar moviéndote de un lado a otro, lo ideal es que optes por una mochila. Te resultará mucho más cómoda y fácil de transportar. Si es de 30/40L, no deberías tener problema alguno en que te cupiera todo lo necesario para un trayecto de 5 días. 
  • Si el viaje es largo y vas a estar en un solo lugar, podrías optar por una maleta grande (siempre con ruedas para evitar dolores de espalda). 
  • Si el viaje es largo, pero vas a estar en continuo desplazamiento, te recomendamos optimizar al máximo los bultos que lleves y elegir, o bien una maleta que ejerza de equipaje de mano, o bien una mochila de 30/40L (la opción ideal). Lo cual nos lleva al siguiente punto. 

¿Es mejor llevar una maleta de ruedas o una mochila para un viaje de 10 kilos?

Si tan solo necesitas/puedes viajar con 10 kilos de equipaje, lo ideal es que sustituyas la maleta (sea o no con ruedas) por una mochila: las mochilas de 30L (disponibles en cualquier tienda deportiva) son ideales para almacenar esa cantidad, evitar la facturación de los aeropuertos, y transportar cómodamente tus bultos sea cual sea el destino.

Y es que ir por las estrechas calles de Venecia, sus puentes y sus innumerables escaleras con una maleta puede ser todo un suplicio.

Organización interna: ¿Cómo doblar la ropa para optimizar el espacio en mi maleta? ¿Cómo puedo organizar mi maleta para que sea fácil de encontrar lo que necesito?

Llegó el momento de la verdad: a continuación vamos a darte una serie de consejos para ordenar la maleta/mochila optimizando cada centímetro cuadrado de espacio de la misma. Comencemos: 

  • Enrolla la ropa. No la dobles. Enrollándola como si se tratara de un burrito conseguirás no solo que ocupe menos espacio, sino también aprovechar cada recoveco de tu equipaje. Además de ser el mejor de los consejos para evitar arrugas en la ropa durante un viaje en maleta pequeña.
  • Bolsas de vacío. Utilizar bolsas de vacío para maximizar el espacio en tu maleta pequeña es otra de las opciones que está más de moda. Estas bolsas (muy baratas) quitarán todo el aire de su interior, reduciendo al mínimo imprescindible el volumen que ocupa cada prenda. 
  • Ropa combinable. Intenta que tus prendas combinen entre todas ellas y, si es posible, que ejerzan distintas funciones al mismo tiempo. Por ejemplo, pantalones desmontables que pueden ser tanto largos como cortos gracias a una sencilla cremallera. 
  • Toallas de microfibra. Lo ideal sería que el hotel/alojamiento te proporcionara ya estas toallas, pero muchas veces no es así (y si vas a la playa necesitarás otras igualmente). El problema es que las toallas ocupan bastante espacio en la maleta. Excepto las de microfibra, que tienen menos volumen, se secan antes y son mucho más ligeras.
  • Cómo puedo llevar los zapatos de forma eficiente en tu maleta. Después de las toallas, sin duda el calzado es el otro elemento que más espacio ocupa en la maleta. Con todo, a diferencia de la ropa, no tiene sentido tratar de doblarlo; pero sí meter dentro del mismo otras pequeñas cosas: calcetines, ropa interior, cargador del móvil, etc.
  • Prendas de vestir voluminosas. Lógicamente, estamos hablando sobre todo de los temidos abrigos. En este caso, sinceramente, lo mejor que puedes hacer es llevarlos contigo encima si viajas en avión, o en el maletero/portaequipajes si se trata de un viaje en coche, autobús o tren. 

¿Cómo puedo evitar que se derramen líquidos en mi maleta durante el viaje?

Lo primero de todo: viaja siempre con un neceser transparente con cremallera. Así conseguirás al mismo tiempo que, si algún bote se abre, no manche el resto del equipaje, y que puedas utilizarlo tranquilamente en el aeropuerto sin necesidad de recurrir a las dichosas bolsas de plástico.

Lo segundo: corta pequeños trozos de plástico transparente y colócalos sobre el agujero de cada bote con líquido que llevas. Luego vuelve a colocar por encima el tapón en su sitio. De esa forma, tendrás cero problemas.

Esperamos que estos consejos te hayan sido de ayuda para sacar partido a cada centímetro de tus maletas. Y, si necesitas optimizar también el espacio disponible en tu casa, recuerda que siempre puedes recurrir a nuestros trasteros para particulares.

Nosotros nos encargaremos de almacenar y cuidar todo lo que necesites guardar para que puedas recurrir a ello siempre que te haga falta.

Mientras tanto, Bon Voyage! 

Cómo ordenar armarios para mantener la casa ordenada y limpia

Cómo ordenar un armario de forma inteligente y efectiva es totalmente necesario tanto para sacar provecho a cada metro de nuestro hogar, como para maximizar el orden y la limpieza. Ambos aspectos fundamentales, al igual que hemos visto en anteriores artículos, para cumplir con el método Konmari

 

“La mejor manera de descubrir lo que realmente necesitamos es deshacernos de lo que no.” Marie Kondo

 

Por eso mismo, en el día de hoy, queremos darte una serie de consejos para ordenar armarios de forma sencilla y sin estrés. Basados no solo en la amplia experiencia de Marie Kondo, sino también en la nuestra como tenedor de trasteros. La idea es conseguir que optimices todo espacio de tus armarios. 

Aunque ya sabes que, siempre que lo necesites, puedes acudir a nosotros para salvaguardar tus objetos y protegerlos frente al paso del tiempo. 

 

Cómo ordenar armarios para ganar espacio extra en casa

Si bien este apartado está pensado especialmente de cara a saber cómo ordenar armarios pequeños para maximizar el espacio, lo cierto es que igualmente te serán de ayuda estos consejos para ordenar armarios de diferentes tamaños y formas.

Apunta las siguientes ideas para ordenar un armario de manera creativa y funcional:

  • Barra de armario extra: si tienes muchas prendas de colgar, puedes hacerte con una barra extra, la cual colgar a su vez de la barra superior.
  • Perchas múltiples: ideales si cuentas con un gran número de camisas, vestidos o pantalones.
  • Utiliza el bajo del armario: un bajo para el cual una cajonera no siempre es lo óptimo. Muchas cajas de distintos tamaños te permitirán optimizar mejor el espacio que el mueble citado. 
  • Cuñas: las cuñas u organizadores de zapatos son ideales para que el calzado ocupe el menor espacio posible dentro de tus armarios. 
  • Puertas del armario: las propias puertas de este mobiliario se dejan sin utilizar la mayoría de las veces; y no deberías. Unas perchas de puerta, por ejemplo, te serán de gran ayuda para guardar bolsos, bandoleras, riñoneras, etc. 

 

Cómo ordenar armarios para optimizar el almacenamiento y el acceso a los objetos

Si los anteriores consejos estaban encaminados a sacar partido a cada centímetro de tus armarios, ahora queremos dejarte con una serie de trucos para ordenar un armario y mantenerlo organizado a largo plazo, logrando que toda prenda u objeto que en él amacenes sea accesible y visible: 

  • Cestas extraíbles: una forma de almacenaje distinta a las típicas cajoneras y que resultan muy prácticas. Tanto para aprovechar todo el fondo del armario, como para dejar todas las prendas a la vista. 
  • Camisetas enrolladas: más fáciles de doblar y almacenar, ocupan menos espacio que la forma convencional, y podrás coger aquella que quieras fácilmente, sin tener que quitar antes otras para llegar a ella (para esto último, como es lógico, es fundamental que no apiles)
  • Uno dentro de otro. ¿Tienes muchos bolsos? Pues nada mejor que guardarlos unos dentro de otros. Del más grande, al más pequeño. 
  • Bufandas en perchas. Y quien dice bufandas, habla también de pañuelos, palestinos, etc. Colgar estas prendas en perchas te ayudará a darle un aspecto más organizado a tu armario y, al mismo tiempo, a que puedas localizar, en un vistazo, la bufanda que justo quieres usar en ese momento. 
  • Productos de higiene diaria. ¿Cuáles son los productos de higiene que usas en tu día a día? Guárdalos todos juntos en una misma cesta, y así solo tendrás que coger esta cada mañana, y no tener que ir sacando cada producto de un sitio distinto. 

 

Estrategias para ordenar armarios de forma práctica y duradera

Bien, ya hemos visto cómo ordenar la ropa en un armario para ahorrar tiempo y espacio (así como otros objetos). Veamos ahora entonces una serie de trucos/estrategias que te permitan mejorar la organización dentro de estos. Independientemente de lo que quieras guardar en ellos: 

 

Antes de ordenar, vacía y limpia el armario

¿Qué es lo que ya no usas? ¿Qué es aquello de lo que te puedes desprender? 

Antes de poner orden en tus armarios, piensa si lo que quieres guardar en ellos de verdad lo sigues utilizando. Si la respuesta es no, tíralo (o mejor aún: regálalo o dónalo). ¿Crees que quizás puedas necesitarlo en un futuro? ¿O que por nostalgia no quieres deshacerte de ello? Entonces guárdalo en un trastero.  

 

La organización, ante todo, por categorías

Tal y como dijo Marie Kondo, “Ordena por categoría, no por ubicación.” 

Es decir, pantalones con pantalones, productos de higiene con productos de higiene, equipamiento deportivo con equipamiento deportivo, etc. Categorías dentro de las cuales puedes establecer, a su vez, subcategorías (pantalones, camisas, fútbol, piscina, etc.). 

 

Opta por cajones compartimentados

Los separadores te permitirán mantener bien organizados aquellos espacios reservados para objetos o prendas pequeñas

Y ojo, no nos referimos tan solo a los típicos separadores para calcetines o maquillaje. Hablamos también de cubertería, vajilla, etc. 

 

Siempre a mano

¿Cuál es la ropa que más te pones en tu día a día? ¿Cuál es el equipamiento deportivo que más sueles usar? ¿Qué vajilla empleas a diario?

Lo ideal es que dichas prendas y objetos estén más a mano que cualquier otra. De esta forma, siempre tendrás acceso a ellos y no desorganizarás el resto del armario. Reserva las zonas menos accesibles (fondos y rincones) para sábanas, toallas, etc. 

Organiza el contenido de tu armario según el uso que le vayas a dar.

 

Ordenar por colores

Si bien esta estrategia también es válida para saber siempre donde está cada cosa, lo cierto es que más bien aspira a cumplir un objetivo estético. La propia Marie Kondo nos recomienda ordenar (principalmente las prendas) de colores más oscuros a colores más claros.

De esta forma, el conjunto dará una apariencia de mejor organizado y más limpio. Y no olvidemos que el orden es esencial para lograr que nuestros espacios más íntimos nos transmitan tranquilidad y sosiego. 

 

Cómo ordenar un armario de manera eficiente es posible si le pones empeño, sigues estos consejos y, sobre todo, eres capaz de mantener una rutina de organización y limpieza. De reordenar al instante aquello que acabas de desordenar. 

Hazlo de este modo y conseguirás sacar provecho a todo metro de tu casa. Y, para lo que no tengas espacio para guardar, recuerda que aquí nos tendrás siempre disponibles. 

Cómo ordenar tu habitación: trucos para mantener la habitación ordenada

De todas las estancias de la casa, las habitaciones son sin duda el lugar, dentro del hogar, más íntimo de cada persona. El cuarto donde poder sentirnos a gusto en nuestro propio espacio, dedicarnos tiempos a nosotros mismos, dormir y descansar. 

Pero para que todo eso sea posible es necesario mantenerlo limpio y ordenado. Y no, para ello no vale con meterlo todo debajo de la cama (no si queremos evitar que ahí se forme un nuevo ecosistema).

A lo largo de los últimos artículos hemos visto cómo ordenar la cocina o cómo mantener el orden en el salón (por poner dos ejemplos), pero, como es lógico, la habitación es una estancia totalmente diferente que presenta sus propias características.

Con todo, los consejos que en el artículo de hoy vamos a darte parten de la misma premisa: el método Konmari, y nuestra experiencia como trasteros donde el orden y la limpieza son fundamentales. ¿Empezamos? 

Cómo reducir la cantidad de objetos para liberar espacio en la habitación

Si nos has estado leyendo últimamente seguro ya sabes cuál es la máxima del método de organización ideado por Marie Kondo

“La organización empieza por la eliminación”

¿Qué es lo que sobra en tu cuarto? ¿Qué es aquello que no usas desde hace meses? Hablamos de ropa, pero también de cuadernos, elementos decorativos, papeles, libros, cómics, material deportivo, cajas… No te engañes: si no lo has usado en el último año, lo más seguro es que esté ocupando un espacio innecesario en tu habitación. Y necesitas de ese espacio.

Con todo, en BeBox somos consientes de que muchas veces cuesta desprenderse de bastantes de esos objetos. Tanto por el manido argumento de “por si acaso” (donde encontramos la ropa de invierno y de verano) como por el factor nostalgia (¡cuánto cuesta desprenderse de un libro!). Por eso, antes que tirarlo a la basura, te invitamos a dejarlo en uno de nuestros trasteros. Donde te estará esperando siempre que lo necesites, a salvo del paso del tiempo y la suciedad. 

Cómo hacer la habitación más espaciosa

Lograr que una estancia dé una sensación de más espacio va más allá de desechar. Los siguientes consejos te serán de ayuda en esta tarea: 

  • Saca el máximo partido a la luz natural. Si esta no es posible (falta de ventanas, orientación, etc.). Incrementa el uso de la luz mediante bombillas de luz natural y prescindiendo de lámparas de pie (estas ocupan muchísimo espacio). 
  • Colores monocromáticos. Estos crean una mayor amplitud visual (sobre todo en dormitorios pequeños). Y, a ser posible, elige tonos claros o pastel, ya que maximizan la iluminación que comentábamos antes.
  • La ropa, en tres pliegues. O dicho de otro modo, doblar la ropa a modo de “paquetitos” para sacar el máximo provecho a cada cajón de tu armario. Un método que, por cierto, es también el ideal para cuando nos vamos de viaje.
  • Que no quede un centímetro sin aprovechar. Altos de armarios o bajos de la cama son algunos de los espacios a los que menos partido se sacan. Con todo, si bien estos son útiles para despejar la habitación, no los sobrecargues en demasía o será muy complicada su posterior limpieza.

Cómo colocar las estanterías en un cuarto

El cómo recolocar de forma más eficiente los muebles en un cuarto es indispensable para ganar centímetro a centímetro de espacio en cada habitación. Y, dentro de dichos muebles, sin duda las estanterías son uno de los mobiliarios que más espacio ocupan.

En este sentido, opta por estanterías con sistemas de almacenamiento abiertos y cerrados. Otro buen sitio donde colocar baldas es encima del cabecero de la cama. Bien ordenadas pueden convertirse además en un mobiliario muy decorativo.

Cómo ordenar objetos por categorías

Otra de las reglas básicas del método Konmari es ordenar por categorías, y no por ubicación (estancia, mueble, etc.). No solo eso, sino que también recomienda ordenar todos estos objetos en un orden determinado:

  • Ropa.
  • Libros, revistas.
  • Papeles (donde se incluyen materiales de cursos, facturas, manuales de instrucciones, tarjetas de felicitación, etc.).
  • Komono (en esta categoría se incluyen todo tipo de objetos como DVD, elementos de escritorio, material de papelería, dispositivos electrónicos, etc.).
  • Objetos con valor sentimental. 

 

Muebles con cámara de almacenamiento inferior

Las camas nido o camas compacto (por citar tan solo un par de ejemplos) son muebles ideales para maximizar el espacio de los dormitorios. Gracias a sus cámaras inferiores, podremos guardar a salvo de la suciedad un gran número de objetos que necesitemos tener a mano.

Cómo diferenciar funcionalmente las zonas de una habitación

En habitaciones especialmente grandes o aquellos dormitorios integrados junto con el resto de la casa (como estudios) conviene que creemos separaciones que nos permitan distinguir, de un simple vistazo, las funciones de cada uno de los espacios.

Para ello, te recomendamos implementar algunos de los siguientes separadores:

  • Estanterías: si pueden ser ligeras y permeables tanto mejor; así permitirán el paso de luz.
  • Biombos: elementos que no requieren de ninguna instalación, muy estético y que ocupan escaso espacio. 
  • Cortinas: cada vez están más de moda, ya que al ser eminentemente opacas dan una sensación de mayor privacidad. Con todo, las cortinas sí requieren de una cierta instalación (si bien es sencilla) e impiden bastante el paso de la luz.
  • Armarios: sin duda el separador más funcional de todos. Aunque este ocupa mucho espacio, es quizás la opción ideal para estudios grandes. 

¿Qué es el almacenamiento vertical u organización por altura?

El almacenamiento vertical implica sacar partido a las propias paredes de las estancias de una vivienda. Un tipo de almacenamiento que habitualmente solemos ver materializado en las casas a través de las baldas.

¿Qué otras ideas se te ocurren para sacar el máximo provecho a cada metro de tu habitación? Recuerda que siempre que lo necesites aquí nos tienes para proporcionarte un nuevo espacio donde preservar todo aquello que quieras guardar y mantenerlo a salvo tanto del tiempo como de la suciedad. Estaremos encantados de ayudarte. 

Ideas para ordenar el salón: trucos para organizarlo de forma eficiente

Cómo mantener el salón organizado es vital para que todo tu hogar transmite una sensación de orden y limpieza estética (y funcional) general. Al fin y al cabo, se trata de una de las habitaciones más importantes de toda casa. Una de las que más solemos utilizar, y una que también suele acoger a nuestras visitas.

Precisamente por estos dos motivos, el salón es una estancia donde el desorden y la suciedad puedes aparecer fácilmente. Combatirlos es necesario para conseguir que tu salón se convierta en un sitio agradable donde el relax y el confort sean las notas predominantes. 

Para ello, hoy queremos darte una serie de consejos inspirados en el método Konmari de Marie Kondo. Un método cuyo primer paso es imaginar tu espacio ideal. ¿Ya lo tienes? Perfecto; a continuación vamos a ayudarte a hacerlo realidad:

 

Tips para ordenar el salón de manera práctica

¿Cómo maximizar el espacio en el salón?

El método Konmari se basa en una premisa simple: conseguir el espacio más limpio y ordenado posible. Saber cómo ocultar el desorden en el salón (si existiera) o cómo hacer que el salón se vea más grande son objetivos que has de tener muy en cuenta.

Si bien el resto de consejos de organización te ayudarán en este sentido, te dejamos por aquí algunas ideas para que tu salón parezca más espacioso:

  • Elige muebles que descansen sobre patas. De esta forma crearás la impresión de espacio visual continuo.
  • Los sofás de baja altura consiguen que los techos parezcan más altos.
  • Los colores neutrales en sofás y tapizados son tus mayores aliados. Gracias a ellos unificarás visualmente los espacios.
  • En cuanto al color de las paredes, opta siempre por tonos claros. Además de ganar en luminosidad (sobre todo si tu salón es ya de por sí una estancia con una buena iluminación natural), conseguirás que el espacio parezca más grande.

Con todo, el método Konmari también se basa en otro principio. Tal y como vimos en los consejos de organización para la cocina: “La organización empieza por la eliminación”:

 

Almacena lo prescindible: soluciones de almacenamiento para el salón

De forma más habitual de lo que nos gustaría, acabamos convirtiendo el salón en una “suerte de trastero”. Al ser habitualmente la habitación más grande de la casa, almacenamos en él todo aquello que no nos cabe en otros lados. ¿Ejemplos?

Mesitas y mesas de centro que sobran, bicicletas (y demás equipos deportivos), exceso de libros (aquellos que no sabes dónde colocar y que hace tiempo ni lees ni tienes intención en el corto plazo), etc.

Tanto cuando hablamos de soluciones de almacenamiento para un salón pequeño como cuando buscamos soluciones de almacenamiento para un salón grande, es muy importante detectar cuáles de estos elementos son prescindibles para conseguir optimizar el espacio disponible. Ojo, con prescindibles no queremos decir que tengas que tirarlos. 

Seguramente estos puedan serte de utilidad en un futuro o quizás tengas mucho apego hacia ellos (la nostalgia es un motivo igualmente válido); por lo que lo ideal es que los almacenes en el trastero, bien protegidos frente al paso del tiempo; esperándote para cuando vuelvas a necesitarlos. 

 

Encima de los muebles el mínimo de elementos necesarios

También con mucha frecuencia, la parte superior de estanterías, mesas, cajoneras y muebles de televisión se usan para depositar sobre ellos mil y una cosas: libros, plantas, videojuegos, fotografías, el mando de la televisión, el de la consola, revistas, elementos decorativos, etc.

Si quieres lograr un espacio organizado que optimice la estética visual tienen que limitar estos accesorios al mínimo. ¿Una planta? Por supuesto que bien. ¿Mil y un libros? Ya no tan bien.

Minimalismo es sinónimo de espacio, limpieza y orden. ¿Dónde dejar entonces dichos elementos sobrantes? Pues, por ejemplo y como comentábamos, el trastero es una muy buena opción.

 

Mesa de centro: ¿Indispensable?

Cuando imaginamos un salón, un mueble que a muchos se les viene a la cabeza es la mesa de centro entre el sofá, sillones, pufs y la siempre omnipresente televisión. Con todo, hazte la siguiente pregunta: ¿de verdad es necesaria? Lo mismo podríamos decir de la mesa de comedor o los muebles auxiliares (como la consola o el aparador).

Principalmente, cuando hablamos de cómo aprovechar el espacio en un salón pequeño, es muy importante que consideres su uso. Después de todo, es un mueble de gran volumen que aumentará la sensación de agobio y que incluso puede entorpecer el paso

Si finalmente optas por este mueble, asegúrate de que tiene cajones. De esta forma, podrás guardar algunos de los elementos sobrantes de los que hablábamos en el punto anterior. 

 

Limita el número de sofás, sillas y sillones 

No son pocas las veces en las que se tienen más sillas, sillones y sofás más grandes de los necesarios. Casas en las que viven dos personas pero hay un cheslón, dos pufs y 6 sillas en torno a una mesa comedor por si las visitas. 

Este “por si las visitas” consume mucho espacio. Incluso de aquellos salones más grandes. Así que pregúntate: ¿Son tan frecuentes dichas visitas?

Ten siempre disponible aquellos que necesitas y guarda los demás a buen resguardo en tu trastero. Así podrás recurrir siempre a ellos cuando creas que venga una gran comitiva. 

 

¿Estantería con libros? Respeta la siguiente fórmula

Si eres un amante de la lectura como nosotros, seguro que quieres tener una estantería en el salón donde guardarlos. Con todo, este mueble habitualmente suele aprovecharse también para poner pequeñas plantas, fotografías y todo tipo de accesorios hasta convertirse en un maremágnum de objetos.

Para que tu estantería sea visualmente atractiva (y, por lo tanto, ayude a crear ese salón limpio y organizado que queremos conseguir), sigue esta fórmula:

60% libros; 30% vacío; 10% objetos decorativos.

De esta forma crearás espacios que combatirán esa sensación de abarrotamiento de la cual todos queremos huir. 

 

Esperamos sinceramente que estos consejos te hayan ayudado a aprender cómo aprovechar al máximo la extensión de tu salón. Sin embargo, te animamos a que desarrolles tus propios métodos e ideas a partir de estos conceptos.

Recuerda: un salón ordenado y organizado no solo te ayudará a conseguir un espacio más fácil de limpiar; también un sitio donde poder disfrutar del máximo relax.  

Siempre que podamos ayudarte mediante nuestro alquiler de trasteros para particulares, aquí nos tienes para echarte una mano. 

Cómo ordenar la cocina aplicando el método Konmari

Mantener la cocina limpia y ordenada es una tarea que requiere de tiempo, esfuerzo y organización. Conseguir una cocina ordenada va más allá del simple aspecto visual; al igual que ocurría con el orden en los baños, la higiene y salubridad son también objetivos a conseguir

En este sentido, queremos volver a la metodología Marie Kondo. Un método de organización (filosofía, más bien) que nos puede ser de gran ayuda para conseguir una cocina en orden, así como de los distintos accesorios que solemos guardar en ellas.

Una filosofía que nos ayudará a saber también cuándo debemos desprendernos de las cosas, o al menos almacenarlas dada su menor frecuencia de uso. En dichos casos, ya sabes que siempre que lo necesites tienes nuestros trasteros más que disponibles. 

La alegría del orden en la cocina al estilo Marie Kondo: trucos para ordenar la cocina

Cómo mantener una cocina limpia y ordenada

Una cocina limpia y ordenada es aquella que apenas tiene accesorios sobre encimeras, mesas, electrodomésticos y demás. En posteriores apartados de este mismo artículo profundizaremos acerca de cómo ordenar estos accesorios en los sitios más convenientes. 

Pero baste saber ahora que la limpieza y el orden en la cocina pasa por superficies sin multitud de cosas por encima

Una vez recogidos todos los accesorios y electrodomésticos, tendrás una cocina minimalista a nivel estético y fácil de limpiar. Con respecto a esto último, usa los productos específicos para cada una de las superficies (no es lo mismo la encimera que el suelo, un microondas que un frigorífico). 

Trata de mantener siempre estos espacios despejados. De ese modo, asegurar la limpieza y salubridad en esta zona tan crítica te será mucho más sencillo y más llevadero. 

Cómo almacenar los accesorios para a su vez ordenar la cocina

Para mantener el orden dentro de los armarios de la cocina antes es necesario deshacerse de todo lo prescindible. Tal y como señala Marie Kondo: 

“Desde el mismo momento en que empiezas a ordenar, te ves empujado a reiniciar tu vida”

Todos tenemos en la cocina más de un electrodoméstico que no usamos. Desde una palomitera a una gofrera. Desde una freidora a una panificadora. Deshazte de todo aquel dispositivo o accesorio que no uses (como también ese número excesivo de tuppers que todos guardamos). 

Sin embargo, es probable que muchos de estos electrodomésticos o elementos sí que los utilices de cuando en cuando o en determinadas épocas del año; pero que aun así ocupen un excesivo espacio en tu cocina. 

En dichos casos, te recomendamos guardarlos en tu trastero, a la espera de poder utilizarlos cuando llegue el momento. De esta forma, evitarás acumular y acumular en tu cocina. Un espacio que, como hemos visto, es vital mantener ordenado y limpio tanto por cuestiones estéticas como de higiene. 

Cómo ordenar las especias en la cocina

Lo ideal es almacenarlas tal y como podemos encontrarlas en el supermercado: en un frasco de cristal (para su mejor conservación) y con su nombre y fecha de caducidad anotados

Si te gusta más comprar las especias en tiendas artesanales, te recomendamos guardarlas de esta forma en lugar de en las bolsitas donde suelen entregártelas. 

Este método de almacenaje podemos aplicarlo también a otros muchos productos. Sobre todo a aquellos que compramos de forma ecológica en mercadillos o tiendas de proximidad: legumbres, arroces, pastas, etc. 

Cómo ordenar las sartenes en la cocina

Las sartenes (sobre todo si estas son de calidad, con teflón) conviene guardarlas de forma especial para evitar que los roces y los golpes las dañen. A este respecto, lo ideal es almacenarlas en vertical (al igual que la vajilla). Con todo, no siempre disponemos de armarios con espacio suficiente como para guardarlas de este modo. 

Si quieres almacenarlas de la manera tradicional (en horizontal) asegúrate de que un trozo de tela o fieltro evite que una sartén toque las demás. Este también es el método adecuado de ordenar cazuelas y ollas: una sobre otra para optimizar cada centímetro de tus armarios y cajones, pero evitando al mismo tiempo que se dañen entre sí.

Cómo ordenar las tazas y los platos en la cocina

A la hora de guardar la vajilla de diario te recomendamos dos métodos que coinciden con la filosofía Konmari: de forma vertical dentro de estantes y en un soporte adecuado; o agrupados de manera horizontal, por tamaños y con soportes divisores que eviten movimientos y caídas innecesarias. 

Esta vajilla de diario debería ocupar el sitio de más fácil acceso, pues es a la que más vamos a tener que recurrir. 

Por el contrario, las vajillas de uso esporádico (por creativas o elegantes) deberían mostrarse en gavetas bien visibles (si lo que buscas es presumir de ellas). Con todo, esto no siempre es posible, por lo que, si ocupan un espacio necesario para otros elementos indispensables, lo mejor será que guardes estas en tu trastero. 

En este caso, envuelve cada accesorio de forma independiente en papel o plástico de burbujas. Si hablamos de tazas o vasos, introduce además una pequeña bola de este tipo de material en el interior, para reducir al mínimo las vibraciones. Deposita todos estos elementos en cajas y rellena los espacios sobrantes con papel. 

Cómo ordenar los tuppers en la cocina

Antes de nada: guarda tan solo aquellos tuppers que utilizas.

Más a menudo de lo que nos gustaría reconocer, guardamos todo aquel tupper que cae en nuestras manos. Nos sea o no útil. 

Una vez realizada esta selección, y de nuevo aplicando el método Konmari, guardando los tuppers en vertical (así como unos dentro de otros si se prestan a ello) ganarás en espacio y accesibilidad. 

Esperamos que la aplicación de la filosofía de Marie Kondo te sea útil para mantener una cocina limpia y ordenada. Pero, por encima de todo, recuerda lo siguiente: lo más importante es que mantengas despejada las distintas superficies de la cocina. 

El almacenaje y el orden son imprescindibles, sí; pero la higiene también.

  • 1
  • 2